• |
Región Digital

Hay salida a la despoblación de las zonas rurales

Este fenómeno de despoblación de las zonas de campo tiene repercusiones a escala social, económica y vital.

08 enero 2018

En pleno siglo XXI sigue en marcha el proceso de migración de la población de zonas rurales a urbanas, que empezó en los albores de la Revolución Industrial. Las ciudades ofrecen una serie de comodidades y oportunidades que atraen a muchas personas, sobretodo jóvenes. Salarios más altos y el estilo de vida son las razones más recurrentes cuando entras en conversaciones de bar y los estudios, año tras año, sector a sector, confirman lo que es vox populi: la gente sigue dejando el campo por la ciudad.

 

Este fenómeno de despoblación de las zonas de campo tiene repercusiones a escala social, económica y vital. En el centro del debate, como un moderador invisible, nos encontramos el efecto red. Sin separarnos de las palabras sencillas, el efecto red define una economía que es más útil y, por tanto, más apetecible cuanta más gente participa de ella.

 

Por supuesto, el reclamo del efecto red ni es un principio económico ni es universal. Las modas acaban siendo abandonadas por saturación. ¿Acaso no se empiezan a ver estos síntomas con las redes sociales?

 

Con el fenómeno de la migración, sin embargo, es más improbable que anticipemos un cambio de tendencia. De hecho, las distintas Administraciones regionales vienen peleándose para frenar la sangría y reclaman todo tipo de medidas que logren poner en valor la vida del campo, no sólo en Extremadura, sino también en Galicia o la provincia de Teruel, por citar dos ejemplos.

 

En cuanto a la provincia aragonesa, de hecho, nos encontramos con las zonas con menor densidad de población de toda Europa. Hay regiones turolenses que se equiparan a la inhóspita Siberia.

 

Ante este panorama no es extraño que muchos vecinos que se quedan en la tierra que les vio crecer opten por instalar una alarma en sus casas. La inseguridad es otro de los grandes temas asociados a la despoblación.

 

En las zonas rurales, sin embargo, no es la búsqueda de dinero lo que mueve a actuar a los intrusos, sino de material que puedan aprovechar o revender. Los informes anuales del Ministerio del Interior confirman una segunda tendencia: que los ladrones tienen muy en cuenta la facilidad para entrar y salir. Casas de campo, bares apartados y otros establecimientos tienen las mismas papeletas de ser objetivo de asalto que una joyería en el centro de la ciudad. Porque lo que más importa no es el botín, sino la impunidad.

 

El panorama, sin embargo, no tiene por qué leerse únicamente en clave pesimista. Si algo es urgente, es volver a los valores de una vida de campo.

 

Extremadura tiene mucho de lo que presumir. Paraísos recónditos en el Valle del Jerte, historia única en los barrios de Mérida y paz sanadora en cualquier pueblo y rincón de la Comunidad..

 

Cierto es que las ciudades tienen buenas armas para atraer a gente. Oferta cultural, trabajos cualificados y un nivel intenso de vida. Pero como siempre, el reverso de las buenas palabras es la realidad.

 

A saber, en la ciudades es normal sufrir atascos que se tragan sin retorno horas diarias de nuestra vida. Por no hablar de una contaminación ambiental que atenta de forma sutil, invisible y contínua contra nuestra salud. Y el gran problema de hoy, la burbuja de los alquileres, tan costosos y en casas generalmente en peores condiciones. De modo que los altos salarios quedan mitigados por los costes de vida también más elevados.

 

Frente a la despoblación, hay zonas que han decidido hacer de la flaqueza su mayor fuerza. En Castelserás, Teruel, 830 habitantes, han convertido los abandonados corrales en magníficos almacenes, claves para desarrollar una potente economía digital. Y así compiten, ojo, cara a cara, con la hoy omnipotente Amazon.

 

No hay que vender la economía digital, bastante imperfecta, como la panacea, pero hay que ver cómo se las baten en otros lares. Y esgrimir los buenos argumentos cuando se tienen. Nos podemos quedar.

 

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.