quiron salud
  • |
Región Digital

Extremadura New Energies registra en Junta documento inicial de mina de litio en Cáceres

Se trata de un paso para que la administración y la sociedad conozca el nuevo proyecto de excavación subterránea.

28 septiembre 2022 | Publicado : 12:09 (28/09/2022) | Actualizado: 19:21 (28/09/2022)

Ep.

La empresa Extremadura New Energies (ENE), que promueve la construcción de una mina de litio en el paraje de Valdeflores en Cáceres, ha registrado este miércoles en la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad de la Junta de Extremadura el documento inicial del proyecto de mina subterránea que recoge las características técnicas, económicas y medioambientales de esta iniciativa empresarial.

Se trata, según ha explicado el consejero delegado de la empresa, Ramón Jiménez, de una figura que contempla la Ley 21/2013 de Evaluación Ambiental, previa al inicio del procedimiento de EIA ordinaria, cuyo objeto es solicitar que el órgano ambiental elabore el Documento de Alcance del estudio de impacto ambiental (ESIA) que deberá presentar en un plazo de 3 meses.

Este estudio deberá recoger los informes de las distintas administraciones y personas afectadas en relación al proyecto que se promociona para, a la vista de la información que contienen, poder redactar el estudio de evaluación ambiental del proyecto de la forma más adecuada.

Jiménez ha señalado que la decisión de dar este paso, en este momento, ha sido por indicación de sus servicios jurídicos al no interferir en la tramitación administrativa del proyecto y para "solventar las dudas que pudieran quedar aun pendientes entre la población cacereña". De forma paralela, se está a la espera de la resolución judicial por la denegación del permiso de investigación del antiguo proyecto, y, aunque el registro de este documento no interfiere en ese proceso judicial, sí vincula ya el cumplimiento de lo que ahí se recoge.

Así, tanto si la resolución judicial es negativa para los intereses de la empresa como si es positiva se solicitaría el permiso de explotación y, en caso de concederse, los plazos que se manejan es que en 2023 estuviera resuelta la Declaración de Impacto Ambiental (DIA), en 2014 se empezaría a construir la planta de procesado y la mina, para empezar a explotarla a finales de 2025 o principios de 2026.

En cuanto a los datos técnicos, la inversión de ENE, filial de la mercantil australiana Infinity Lithium, supondría unos 600 millones de euros, 450 para la planta y 150 para la mina. Se crearían 700 puestos de trabajo, 246 para la extracción y 454 para el procesado del litio. Durante la etapa de construcción se estima un pico de 1.500 trabajadores contratados de manera directa y otros 2.100 empleos indirectos para una actividad de 31 años, 2 de ellos se emplearían en la construcción, 26 en la explotación minera y 3 para la rehabilitación del terreno y devolverlo a su estado natural.

Jiménez ha señalado que el paraje de Valdeflórez de Cáceres es el segundo yacimiento de litio más importante de Europa y se prevé la explotación de dos cuadrículas mineras (unas 60 hectáreas) de las que se puedan procesar 19.500 toneladas de hidróxido de litio al año. Eso supondría que en todo el proceso activo de la mina se sacarían unas 467.000 toneladas en grado batería, que se procesarían en una planta "encapsulada y sin emisión de polvo ni ruidos", ha dicho.

El método de explotación minera se prevé con la técnica denominada "taladros largos y subniveles" consistente en una explotación "por niveles en los que se abren cámaras discontinuas que posteriormente serán rellenadas con una mezcla de estériles de planta y cemento, denominado pasta". Esta técnica es viable económicamente y, sobre todo, "la más respetuosa con el medio y con las características del proyecto", se ha destacado.

La mina se conforma con un total de 18 subniveles diseñados a 20 metros de altura. Cada tres subniveles se agrupan formando un nivel de mina por lo que se crearán 6 niveles principales, y según se vaya excavando se irá eliminando el producto sobrante que se volverá a introducir en la tierra, de manera que el 70% del material se meterá de nuevo en la mina, el 20% se utilizará para la fabricación de subproductos como cemento, y el 10% restante servirá para recuperar las zonas degradadas por la actividad.

El material se transportará por una cinta hasta la planta de procesado que ocupará unos 100.000 metros cuadrados, y para cuya ubicación se barajan tres zonas: La primera de las opciones es la denominada 'El Guijarro' en el km 6 del margen izquierdo de la Ex 206. El suelo permite la actividad extractiva y es una alternativa con fácil acceso, que ya está alterada por el ser humano. El diseño estaría integrado en el medio respetando las pendientes naturales de la zona y no superando las cotas del entorno.

La segunda es la denominada 'Sur'. Se ubica en el Cerro Milano, por encima de la alternativa de Guijarro. Se encuentra más cerca de la zona de explotación y es la más alejada del núcleo urbano. La tercera y última alternativa de ubicación es la conocida como 'Las Muesas' en la zona norte del valle de Valhondo. Esta alternativa se asienta en un terreno que está "altamente modificado" por la actividad del hombre con la presencia de múltiples plantas, paneles solares, etc. En todos los casos, se ha recalcado, el entorno del proyecto minero no coincide con Espacios Naturales Protegidos declarados.

AGUA DE LA EDAR Y CERO VERTIDOS

En cuanto al agua que se utilizaría se estima en unos 565.000 metros cúbicos al año que procederían del reciclaje de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) "con compromiso de vertido cero", por lo que se previenen posibles contaminaciones del Calerizo cacereño por acumulación de balsas, ha recalcado Jiménez, quien ha defendido que no el agua de la ciudad "solo se utilizaría para el uso de los trabajadores como los vestuarios o servicios".

En cuanto al impacto económico que este proyecto minero tendría en las arcas de las administraciones extremeñas, Jiménez ha indicado que al precio actual del litio, que se paga a 17.000 euros la tonelada, supondría unos ingresos en diferentes impuestos como el de sociedades, IVA, IRPF, permisos de construcción, etc., de unos 3.400 millones de euros, de los que unos 1.400 se quedarían en Extremadura.

El consejero delegado de Extremadura New Energies ha defendido que la compañía apuesta por la "máxima transparencia y por poner toda la información al alcance de los ciudadanos", y por eso el mismo documento que se ha registrado en la Junta de Extremadura estará disponible en la web de ENE para que pueda ser consultado por todos.

Además, la empresa continúa con sus acciones informativas a diversos colectivos y el próximo 6 de octubre presentará el proyecto a las Asociaciones de Vecinos de la capital cacereña. En cuanto a la postura en contra de la plataforma Salvemos la Montaña, Jiménez ha reiterado su disposición a reunirse con ellos para explicarles los detalles del proyecto minero porque "nunca han querido sentarse con nosotros... y hablan de oídas", ha concluido.

Noticias Relacionadas

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.