the geco
  • |
Región Digital

Extremadura, junta ante Rajoy

08 febrero 2017

Artículo de Miguel Á. Morales, Secretario General del PSOE de la provincia de Cáceres y Portavoz del PSOE Extremadura.

Los dos primeros años de gobierno socialista en Extremadura, de la mano de Guillermo Fernández Vara, tenían objetivos claros: recuperar derechos, estabilizar las cuentas, no recortar en la vida de las personas y bajar los escalofriantes datos de paro que nos dejaba la derecha extremeña, más amiga de malgastar en la marca Monago que en la marca Extremadura.

Recuperamos derechos, porque una beca para libros y una Urgencia reabierta es precisamente devolver a Extremadura lo que el PP le había quitado. Reducir en casi 20 mil personas el paro no es una anécdota estadística, sino gente que recupera lo que es suyo, el derecho a trabajar. Mejorar la sanidad pública subiéndola del decimocuarto puesto al séptimo de la sanidad española, es contribuir a la recuperación de su prestigio. Pagar a proveedores y la Renta Básica anunciada, pero incumplida por el PP es, precisamente, cumplir con la gente, como arrinconar la LOMCE, contratar maestros, recuperar rutas escolares, reabrir comedores escolares… Poco y nada para algunos, bastante para los que se han beneficiado de lo que, repito, es suyo.

Todo gobierno debería llegar, desde el primer día, y ser capaz de mirar hacia el futuro para poner en marcha todo lo que pensamos para Extremadura. Sin embargo, las hipotecas pasadas pesan y no nos hemos dedicado a articular campañas propagandísticas para imponer la idea y convertirla en excusa. Por el contrario, atacamos la enfermedad heredada para curarla y construir el futuro, porque ninguna política vale para nada sin una arquitectura del mañana, incluyente, con calidad y arraigada en nuevos modelos para generar riqueza, empleo y población.

Es muy simple decirlo, pero bastante más complejo realizarlo. Para ello, Extremadura entera se debe posicionar delante del gobierno central y exigir lo que nuestro pueblo necesita: plan de empleo, una financiación autonómica justa, un tren digno para Extremadura, acabar con la “prohibición” del gobierno central del desarrollo definitivo de las energías renovables (generan riqueza, empleo y fijan población)... ¡Y permitir que nuestras diputaciones y ayuntamientos, bien gestionados, inviertan sus ahorros en empleo!

Estructuralmente tenemos problemas que debemos resolver plantando la bandera de Extremadura como prioridad absoluta, dejando de lado las estrategias sectarias y el desmedido afán de poder que algunos tienen para lanzar o relanzar sus carreras políticas. Somos, individualmente, insignificantes en comparación con lo que nos jugamos.

Una nueva Extremadura, sostenible, sin renunciar a nada, respetuosa con el medio ambiente y ramificando su crecimiento en torno a energías limpias, harán de esta región un espacio en el que venir para quedarse y en el indudablemente, pulmón de España. Juntos, en Madrid, para que no nos sigan olvidando. ¿Estaréis a la altura? ¿Os dejaréis, amigos de la oposición, de mirar el ombligo?

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.