dia provincia linea4
  • |
Región Digital

AYUNTAMIENTO ABIERTO-CABILDO ABIERTO

23 febrero 2017

A finales del pasado mes de noviembre, el Salón de Plenos del Ayuntamiento de la ciudad de Badajoz fue testigo de una actividad inusual y poco, por no decir nada frecuente...

A finales del pasado mes de noviembre, el Salón de Plenos del Ayuntamiento de la ciudad de Badajoz fue testigo de una actividad inusual y poco, por no decir nada frecuente, en la historia de la vida municipal ciudadana. Por lo que conozco, al menos de sus últimos tiempos.

La liturgia y los planteamientos fácticos son simples: se había aprobado y convocado, por la iniciativa a propuesta de uno de los grupos municipales, un primer Ayuntamiento Abierto, una actividad para que los vecinos trasladen de viva voz, en vivo y en directo, cara a cara, en diálogo abierto, a los Concejales de los distintos grupos municipales sus inquietudes sobre la ciudad, sus preocupaciones sobre problemas puntuales o estructurales, las quejas que hayan de formular y reiterar,..Se trataba de escuchar a las personas presentes que desearan intervenir, de dejar hablar a los ciudadanos.


Escuchar para conocer. O para rememorar lo ya conocido, que de todo parece hubo. El conocer es el comienzo del resolver. De un futuro e inmediato deseado resolver ya que, el hecho es lógico y evidente, la sesión convocada carece de capacidad resolutiva, competencia atribuida a otras instancias municipales.


Los concejales asistentes, los cuatro grupos municipales, tomaron nota y ante algunos de los temas planteados, se formularon compromisos de decisiones que en su momento se concretaran.


Hubo ciudadanos que expusieron y manifestaron “su problema”, su personal y particular problema, problema ligado, en su particulares valoraciones, a una actuación –o su ausencia- del Ayuntamiento. Junto a ellos, ciudadanos que hablan asumiendo la representación y/o las ideas de Colectivos o Asociaciones que se interesaron, una vez más, por problemáticas urbanísticas, como el futuro del Hospital Provincial, o del Campillo.


Junto a ellas, demandas variadas y diversas de alguna Agrupación de Vecinos, sobre aspectos manifiestamente mejorables por las decisiones municipales. O las actuaciones acometidas en el Fuerte de San Cristóbal.


Y hasta demandas y exigencia de responsabilidades por, por ejemplo, la poda de árboles fuera del momento adecuado o por el derribo del Cubo. Sin que faltaran peticiones de exenciones de determinados impuestos y tasas para las familias numerosas, sin que se hiciera ninguna indicación a las situaciones económicas de esas familias, dando por sentado que familia numerosa y situación económica deficiente son realidades coexistentes.


Una experiencia interesante, ya que este Ayuntamiento Abierto, y los que mensualmente se irán celebrando, constituye una aspiración de los grupos municipales y es un válido instrumento para tratar de incentivar y de fomentar la participación ciudadana, posibilitando, más allá de ese encuentro cuatrienal ante las urnas o esa fría y despersonalizada comunicación vía papel mecanografiado, el contacto directo entre las personas, entre esa que ocupa la Concejalía otorgada por la votación ciudadana y esa otra, que es el ciudadano elector.

La iniciativa y la experiencia merecen ser mantenidas. Y pese a lo novedoso de su realización, existen muy lejanas actuaciones municipales que en alguna manera podrían considerarse precedentes de este denominado Ayuntamiento Abierto.

En el ordenamiento jurídico hispano se contemplaba una vieja práctica institucional de raigambre medieval. Me refiero a la celebración de un Cabildo Abierto con la que el actual Ayuntamiento Abierto guarda algunas semejanzas formales en cuanto ambos buscan conocer la opinión de los vecinos que en sesión abierta la manifiesten aunque el primero, el Cabildo Abierto -a veces también denominado Concejo Abierto- era un procedimiento usado por las Autoridades municipales para, con la participación y la exposición pública de los vecinos, disponer de un instrumento de protesta municipal como consecuencia de un grave problema que afectaba a la población y a sus pobladores con el que se elevaba argumentos más sólidos a la jerarquía que podría dar adecuada respuesta y la solución deseada.

Y en el Badajoz de los Tiempos Modernos, más concretamente en el marco temporal cubierto por los Libros de Acuerdos capitulares que hasta nosotros han llegado de los siglos XVI y XVII, pudimos localizar la existencia y la celebración de dos Cabildos Abiertos.

Por las informaciones halladas, el 2 de junio de 1643, al poco de iniciarse la Guerra de Restauración portuguesa que desde diciembre de 1640 había transformado la región extremeña en escenario de un conflicto armado, se celebra Cabildo Abierto en el que, después de analizar la problemática ligada a la lucha contra el sublevado portugués, se acuerda aprobar un impuesto extraordinario con el que obtener nueve mil ducados para las obras de fortificación de Telena, anexo poblacional con la categoría jurídica de arrabal de la ciudad ubicado aguas abajo del río Guadiana, en las proximidades de la actual carretera a Olivenza, villa, no lo olvidemos, portuguesa.

El 14 de noviembre de 1659 se celebra otro Cabildo Abierto. Se está desarrollando la fase más crítica de la Guerra de Restauración portuguesa, que se mantendría activa hasta 1668. La ciudad de Badajoz, buscando remediar la brutal y dilatada presión contributiva, suscribe diversas peticiones al Monarca pidiendo la anulación de algunos conceptos contributivos, a lo que ocasiones se accede total o parcialmente. A la obtención de este favor regio ayudan las opiniones vertidas por los vecinos que intervienen en esa Cabildo Abierto.

Cabildo Abierto y Ayuntamiento Abierto. Prácticas formalmente parecidas y bien distantes, tanto en el tiempo como en sus propósitos, aunque con unos planteamientos iniciales, hacer intervenir a los vecinos para escuchar sus opiniones y problemas, bien defendibles, tanto en esos mediados del siglo XVII cuanto más en este tiempo que nos toco vivir.

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.