• |
Región Digital

Una puesta de sol diferente

Es tan sencillo como pararse a ver. Mirar ya miramos durante todo el día, pero ver es el inicio de disfrutar cuando lo que se ve es esto.

12 marzo 2019

Una tarde cualquiera de un día cualquiera. Porque el sol se pone todos los días, igual que también sale todos los días. Es una perogrullada, lo sabemos, igual que lo es sentarse a mirar. Eso ya lo hacemos de serie mientras estamos despiertos.     Pero detenerse, olvidarse del teléfono móvil, de la hipoteca, de la revisión del coche con el que hemos llegado hasta aquí o de cualquier otra preocupación mundana. Pararse a VER. Eso, querid@s amig@s, es un ejercicio que no practicamos con frecuencia.     Y puede que no lo hagamos porque... Ver noticia completa