the geco
  • |
Región Digital

Comienza el tratamiento preventivo en los pinos de Mérida para evitar la procesionaria

El Ayuntamiento señala que en los últimos años se ha apreciado un "cierto incremento" de las zonas pero no se han tenido problemas de control.

30 septiembre 2020

El tratamiento en aquellos pinos susceptibles de ser atacados por la denominada "procesionaria" ha comenzado esta semana en la ciudad de Mérida.

En concreto, se trata del tratamiento "más importante" del año, preventivo, que ha de realizarse sobre finales de septiembre -comienzos de octubre.

A su vez, este tratamiento se realiza justo antes de que los adultos empiecen a ejecutar nidos con larvas para anticiparse al invierno, ya que una vez visible el nido la plaga es "mucho más resistente al tratamiento con lo que hay que hacerlo antes de esta fase".

Así pues, a través de una nota de prensa, el Ayuntamiento de Mérida señala que en los últimos años se ha apreciado un "cierto incremento" de las zonas pero no se han tenido problemas de control y las afecciones sobre jardines públicos son "sólo puntuales".

En base a la experiencia y datos técnicos se ha optado por dos vías de lucha contra la procesionaria. Una de ella es la Endoterapia, con dispositivos precargados con abamectina 1.8 por ciento en bolsa estanca que introduce el producto en el árbol a través de un pequeño orificio, al contar con presión interior suficiente para una absorción rápida por parte del ejemplar. Se utilizan dependiendo del tamaño del ejemplar dos o tres ud/árbol.

Esto se ha comenzado a aplicar desde el pasado lunes, día 28, en las zonas donde se ha constatado resistencia a las pulverizaciones o que son recurrente año tras año (María Auxiliadora, San Andrés, puntos determinados del Albarregas) o puntos de especial sensibilidad como cercanías a zonas de juegos, etcétera.

Otra de las vías adoptadas es la pulverización con cuba de tratamientos y tractor sobre el resto de ejemplares tanto de Pinua halepensis como de pinus pinea, los productos son los autorizados por el Ministerio de Agricultura para este fin.

Eventualmente y ya sobre observación física concreta, a la salida del invierno (desde final de enero hasta comienzos de marzo) se actúa de forma mecánica, para retirar y destruir los nidos que pudieran detectarse.

Finalmente, en último caso pueden ejecutarse tratamientos curativos sobre zonas "muy muy puntuales" para eliminar poblaciones de adultos que pudieran interferir sobre la ciudadanía o las mascotas.

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.