especies exoticas
Región Digital
RAEES

Último fin de semana del verano trae un adelanto del otoño

Con lluvias y una bajada notable de las temperaturas. Las primeras semanas del otoño serán más cálidas de lo habitual y normales sobre precipitaciones

15 septiembre 2017

Ep

El último fin de semana del verano tendrá un tiempo más propio del otoño, ya que se esperan precipitaciones, chubascos y tormentas, sobre todo en el extremo norte y en el este y un descenso térmico notable, de seis a nueve grados centígrados, con nevadas por encima de 1.800 metros de altura en los Pirineos, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Según el portavoz de la AEMET Rubén del Campo a Europa Press, el fin de semana del 15 al 17 de septiembre se esperan precipitaciones en el Cantábrico, que serán persistentes en el litoral oriental y también habrá chubascos y tormentas localmente fuertes el viernes y el sábado en el tercio este peninsular y en Baleares. También afectarán con menor intensidad al área pirenaica, donde serán en forma de nieve por encima de una cota de entre 1.800 y 2.000 metros de altura.

Del Campo ha indicado que este viernes es el día del fin de semana el que más descenderán las temperaturas, de modo que en la zona centro, norte de Extremadura, sur de Castilla y León, norte de Castilla-La Mancha y Madrid, las máximas han caído unos 6 grados centígrados y el descenso es de hasta 10 grados centígrados en Comunidad Valenciana, Aragón y Cataluña. En cuanto a las mínimas, la caída es de tres a cinco grados centígrados en el interior peninsular.

Además, ha añadido que las temperaturas descenderán de nuevo el sábado; ligeramente en el interior las máximas y entre 6 y 8 grados centígrados en el sureste, este de Castilla-La Mancha, Alicante, Murcia, Almería y zonas de Granada.

En cambio, según el portavoz, este sábado el mercurio subirá de 4 a 5 grados centígrados, sobre todo en Cataluña, sur de Aragón, norte de la Comunidad Valenciana. Mientras, las mínimas también bajarán de forma generalizada por lo que "la madrugada del sábado será fresca en toda España". En el interior bajarán otros tres grados centígrados que se suman a los descensos de este viernes.

Del Campo explica que estos descensos dejarán este fin de semana unas anomalías de temperaturas de entre 5 y 10 grados centígrados por debajo de los valores normales para esta época. En la mitad norte y Baleares estarán hasta 10 grados centígrados debajo de los valores normales tanto las máximas como las mínimas.

"La tendencia es que a partir del domingo se irán recuperando las temperaturas hasta los valores normales de forma paulatina hasta el miércoles, con algunos altibajos, excepto en el nordeste peninsular, donde seguirán algo por debajo", ha manifestado.

Respecto a las precipitaciones, espera que el sábado sean persistentes en el Cantábrico oriental donde "buena parte del día estará lloviendo" y también habrá tormentas localmente fuertes en Alicante, Murcia, Almería y Baleares. "Esto será lo más significativo", ha dicho y habrá zonas en Pirineos y Cataluña donde por la tarde podrán ser de tormenta. También ha dicho que el sábado podrá haber alguna tormenta en las islas Canarias más montañosas.

Sobre el domingo, ha pronosticado que estas precipitaciones persistentes se mantendrán en el Cantábrico oriental y que el domingo podrá haber precipitaciones en el norte de Galicia y litoral cantábrico. Tampoco descarta que se produzcan en zonas de Pirineos y de Cataluña y en el resto del país habrá poca probabilidad de precipitaciones pero no se descarta alguna poco importante en el litoral mediterráneo. Ese día se espera una subida generalizada de las temperaturas.

De cara a la próxima semana, ha señalado que el lunes en el cantábrico oriental y noroeste de Navarra se mantendrá la probabilidad de precipitaciones persistentes que puede extenderse al resto del tercio norte peninsular.

También ha agregado que el lunes se activarán las tormentas y los chubascos que pueden llegar también a las islas Baleares, este y sur de Cataluña, donde podrán ser intensas y en el resto del tercio este del país no se descartan tormentas.

En general se esperan intervalos con nubes en el interior pero con poca probabilidad de precipitaciones y en los siguientes días aumentará la estabilidad, de modo que las precipitaciones este martes se restringirán al Cantábrico oriental, Navarra, Pirineos y algunas lluvias en el litoral mediterráneo, desde Cataluña a Almería, donde podrían ir acompañadas de tormenta.

En cuanto a Canarias, la AEMET prevé intervalos nubosos y no descarta que el sábado y domingo caiga alguna precipitación ocasional acompañada de tormenta en el norte y zonas altas de las islas de más relieve. Las temperaturas también bajarán de forma notable pero se recuperarán en los siguientes días.

El viento el fin de semana soplará fuerte el viernes de componente norte en Levante y Baleares y el sábado de Poniente en el área del Estrecho y de noreste en el litoral sudeste mientras que en Canarias soplarán los vientos alisios con intervalos de fuerte.

RECTA FINAL DEL VERANO

Sobre la próxima semana, ha indicado que el lunes seguirán las precipitaciones en el Cantábrico oriental, habrá chubascos y tormentas en Cataluña y serán de carácter intenso en Baleares.

A partir del martes y el miércoles considera probable que aumentará de forma generalizada la estabilidad pero se mantiene la probabilidad de precipitaciones en Cataluña y Baleares. Al mismo tiempo, también subirán las temperaturas durante la primera mitad de la semana.

Ya a partir del jueves, cuando termina el verano, aumentará la incertidumbre aunque la probabilidad seguirá de precipitaciones se mantendrá baja y se limitará básicamente al extremo norte peninsular y área mediterránea.

En la segunda mitad de la semana, la AEMET considera probable que sople el viento de componente este en Alborán y Estrecho, con intervalos de viento fuerte.

En Canarias, a lo largo de la semana próxima, continuará el régimen de alisios con probabilidad, a partir del jueves, de precipitaciones en el norte de las islas occidentales de más relieve.

En este contexto, el portavoz ha adelantado que durante las primeras semanas del otoño las temperaturas serán más altas de lo normal o normales en la mayor parte del país. En concreto, ha dicho que la próxima semana los valores, excepto en el noreste y este, serán más altas de lo normal; la última semana de septiembre se situarán en torno a los valores normales y volverán a subir en la primera semana de octubre, donde parece que las temperaturas serán un grado más calurosas en el interior de la Península.

Finalmente, en cuanto a las precipitaciones, ha dicho que entre el 18 y el 24 de septiembre lloverá menos que los valores normales para estas fechas, la última semana de septiembre lloverá en torno a los niveles normales excepto en el Mediterráneo, donde estarán algo por encima y volverán a los valores normales en la primera semana de octubre.

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

Incorrecto intentelo de nuevo
NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.